sábado, 30 de junio de 2012

Nuestras mascotas mutantes





Foto: Yeyo


Ya aquí lo anunciaba: http://emepe.lacoctelera.net/post/2012/02/05/domingo-nuestro-refugio
y aquí mostré su hábitat: http://emepe.lacoctelera.net/post/2012/03/31/nuestra-primera-primavera-privada
pero hoy toca enseñar más detenidamente su secreto...




Todo empezó cuando Yeyo compró una Asclepia o algodoncillo a finales de Diciembre del pasado año. De repente aparecieron un montón de orugas que comían y comían...     










Cuando ya no quedaba ningún brote verde, las perdimos de vista y jamás las volvimos a ver, pero Yeyo continuó incansable regando y mimando a nuestra Asclepia...


...y ella respondió aportando verdor...


... y luciendo cada vez más hojas...


... hasta florecer esta primavera.


Pero sus coloridas flores pronto vieron el final, ya que, casi por arte de magia, se volvió a llenar de orugas...


... que comían desesperadamente todo lo que encontraban a su paso...


... hasta que solo dejaron los tallos...


... y volvieron a desaparecer.


Miramos por los alrededores  intentando encontrar alguna, pero no estaban en la albahaca, ni en el tomilo, ni en el curry, ni en hierbahuerto, ni en la lavanda, ni en las tapizantes... ¡Habían desaparecido otra vez!

Cuando ya nos íbamos con la frustración como único hallazgo, Yeyo se percató de algo...

Colgando de una fina espiga, había una tierna crisálida:





Agarrada a un tubo, otra:





Y la más madura de todas, usando el fondo de un recipiente de cristal:








Al cabo de unas horas, salimos a nuestro jardín para ver las crisálidas, pero una de ellas ya no estaba:


En algún sitio estará esa mariposa monarca que alimentamos...



He intentado seguir la evolución de las otras dos:




Esta partió sin darnos cuenta...




... pero con la tercera tuvimos un poquito más de suerte...





















Y cerquita de donde estuvo posada nuestra monarca reponiendo fuerzas, Yeyo vió otra crisálida madura...





Y nuestra Asclepia otra vez con habitantes que no paran de comer...



Hoy fuimos a comprar más comida para estas devoradoras de hojas, por eso nos perdimos el proceso  de ruptura de la crisálida, pero la monarca estaba esperando nuestra llegada para encandilarnos con sus bonitos colores...




Y el ciclo de la vida continuará...




Asclepia con huevos que se convertirán en orugas y finalmente en mariposa monarca para continuar su ciclo vital...





26 comentarios:

  1. Espectacular. Gracias a tí, por vivirlo conmigo y apoyarme, por no desistir... Pero "qué potito"... Lo mismo que puse en el facebook: "el mundo no será mejor, pero hemos contribuido a que sea más bonito"... Un placer, bichito... Muac.

    ResponderEliminar
  2. Ooooooohhh!. Qué preciosidad, qué hermosa es la naturaleza. Muchísimas gracias por inmortalizar esos momentos. Ni te imaginas el tiempo que hacía que no veía una oruga (y ni qué decir el proceso, bueno, salvo en los libros de Iker pero no creo que eso cuente mucho ;)
    No dejes nunca de capturar esos instantes porque significa que los estás disfrutando también
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. OHHHHHHHHHHHH, que historia tan bonita, sois geniales.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. increible historia emepe. Nosotros vivimos una igual esta primavera con los gusanos de seda en el cole. La verdad es que a mi estos bichos me dan un poco de repelus, quitando a la increible mariposa, pero a pesar de todo es tan increible el proceso natural que viven....

    ResponderEliminar
  5. Que historia mas bonita!!! Le están sacando mucho provecho a ese terreno y encima ayudan a la naturaleza a seguir evolucionando,no solo con las plantas y los pájaritos ahora también con los bichitos,bueno mariposas; aparte con los humanos,compartiendo una clase de historia,del ciclo de la vida,Pero de esas historias que lees hasta el final,porque enganchan,Gracias por compartirla y por vivirla de esa forma,así nos la podéis explicar con tanto cariño haciendo partícipes en primer plano.Besitos y Felicidades!!!!

    ResponderEliminar
  6. ¡Enhorabuena, pareja! Habéis convertido la caza fotográfica de la "mari-sopla" en una crónica de la metamorfosis y del ciclo de la vida en el ecosistema de vuestro jardín. Una historia es interesante, por muy simple que parezca, si está bien contada, y la vuestra lo es.

    Por el contrario yo prefiero no contar las cruentas invasiones de mi habitación por insectos varios porque no suelen tener un final tan feliz. La mayoría acaban su existencia muy doraditos y pegados en la concavidad de los tres tubos de la bombilla de economía...

    ¡Qué bello es vuestro jardín! ¿Cuándo podré visitarlo? Sé bien que este espacio tan importante es el resultado del esfuerzo y de la dedicación, y del que estáis empezando a recoger los frutos. Auguro más momentos como este y más intensos e interesantes. Por favor, Emepé, no dejes de compartirlo con nosotros.

    Besos y abrazos a los dos.

    ResponderEliminar
  7. que buena la historia, y como me gustan las fotos, gracias por pasarte por mi blog, yo me hago seguidora de éste, y no de forma anónima que eso tampoco me gusta a mi, así que nos leemos, ¿ya se ven mis fotos bien o en negro?

    ResponderEliminar
  8. qué curioso!! la verdad es que las orugas me dan un poquito de asquito en directo, pero hay que reconocer que el proceso mola!!

    :)

    ResponderEliminar
  9. Me quito el sombrero ante tamaña investigación made in el mejor de los documentales documentados... gracias a ambos por compartir la vida y compartirnos vuestras minucias... besos de la eme a la pe y un fuerte abrazo para yeyo

    siempre... erre

    ResponderEliminar
  10. Desde luego le habeis sacado la parte positiva,el "trabajo" de las orugas es mortal,y nunca mejor dicho, a mi me ocurría antes con determinadas plantas y no veas cómo me ofuscaba, desde luego que no le sacaba la parte artística. Pero es cierto que el ciclo de la vida es el ciclo de la vida, así que eso, a tomarlo como un ciclo y no como una desgracia, ¿no?. Enhorabuena a ambos!!!

    ResponderEliminar
  11. Felicidades por el observador trabajo! Viva la metamorfosis! Buen julio para ti!

    ResponderEliminar
  12. Nadie podrá decir que no tienes paciencia y dedicación eh?! que trabajo mas bonito!es increíble ver paso a paso el ciclo de la vida. Que curioso!! Ah!por cierto, por cositas como estas tienes algo en mi blog, pasate cuando puedas y lo recoges ok? Besitos =)

    ResponderEliminar
  13. feliz mes de julio para ti tambie´n!! vaya reportaje bonito!!

    ResponderEliminar
  14. Qué chulo!!! Yo hace poco escribí un post sobre varias empresas que enviaban mariposas. Una de ellas ofrecía la posibilidad de comprar la planta con la crisálida, opción que me gustaba mucho más pero les escribí y no me contestaron... en fins, igual hago como tú, me compro la planta con los huevos incorporados, jejeje. Lo pediste específicamente en la floristería o vivero o donde lo compraras o vino así???

    ResponderEliminar
  15. BONITAS IMÁGENES... Y BENDITA PACIENCIA ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
    SALUDITOS A LOS DOS... BETTY.

    ResponderEliminar
  16. ¡¡¡Muchas gracias a todos!!!

    Susana, las asclepias las compramos en un vivero; no las pedimos con huevos, cuando seleccionamos las que más nos gustaron los vimos, pero no te preocupes, que aunque no los tenga, tarde o temprano aparecerá una mariposa hembra que los dejará...

    Hoy fuimos a ver a nuestros últimos gusanos, los que enseñé en una de las últimas fotos, y solo había uno... ¡No queda ni un brote verde en ninguna de las cuatro plantas! Entre los siete gusanos se lo comieron todo. Buscamos a ver si veíamos nuevas crisálidas, pero solo descubrimos una oruga aletargada en medio de la albahaca y otra en un bloque... No sabemos si están muertas o si esto es normal antes de convertirse en crisálida...

    ¡Buena tarde de Domingo para todos!

    ResponderEliminar
  17. Que maravilla de entrada !! Me ha encantado, las fotos son fantásticas ! Gracias !!

    Un besito guapa !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por pasarte por mi humilde blog!

      Eliminar
  18. Maravilloso, reportaje quedo lindo.
    Saludos pilar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Seguiremos en contacto...

      Eliminar
  19. Como veo que te gusta la naturaleza te dejo esta dirección por si quieres pasar a verlo..http://jiasyamadori.blogspot.com.es/..................

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por tu interés! ¡Buen fin de semana!

      Eliminar
  20. Nosotros en casa tenemos una cajita con gusanos de seda, y cuando las moreras de la puerta de mi casa empiezan a salir, es tiempo de alimentarlas. Una vez empiezas a ponerle hojitas, empieza la vida. hasta que salen las maripositas y ponen sus huevos. Así desde hace cuatro años.
    Momentazos nos habeis dejado. precioso y además muy muy bien ilustrado.
    Enhorabuena, a ambos.
    Por cierto...pedazo camara!!! yo quiero una asi!!!! jajaja

    besos


    (Kilifa)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ohhhhhhhhh! Gusanos de seda... ¡qué bonito! Tú también estás rodeada de naturaleza y vida: tus plantitas, tus hortalizas... y ahora descubro que también gusanos!
      ¡A seguir disfrutando junto a tu hijo de todo ello, Kilifa!

      Eliminar
  21. Por cierto....existen productos para ese tipo de orugas. Y tranquilos, se ponen antes de que ellas salgan, no las matareis...jajaja
    Más que nada, porque si no, no conseguireis jardin!!

    (kilifa)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias por la información! No lo sabía...

      Eliminar